Mala hierba...

Estoy asombrada de las lecciones que Dios me da en ese tiempo en el que hago mi caminata en las mañanas.

En el lugar adonde camino hay mucho césped, árboles, y el camino pavimentado pasa al lado de ellos, realmente disfruto cada momento todo lo que veo, las sensaciones que vivo y me siento privilegiada de poder hacerlo.  Hace unos días, cuando iba caminando mi primera vuelta, vi a lo lejos y al lado del camino,  algo que parecía una especie de espigas .  Tenía algunos días de no caminar así que me pareció algo nuevo y a medida que me acercaba me llenaba más la curiosidad por saber qué clase de planta era.  Lo cierto es que se veían hermosas iluminados por el sol de la mañana.  Brillaban y se lucían muy erguidas.

Cuando llegué al punto exacto donde estaban, noté que era una especie de mala hierba, que había crecido en medio del césped sembrado a la orilla de la pista.  Me dije que era una lástima que tendrían que arrancarla pues se veía tan bonita!

En el mismo instante, vino un pensamiento a mi mente: "Asi es el pecado Eveling, muy atractivo, pero hay que arrancarlo antes que nos destruya".  Fue así de claro.  



Ahora que escribo esta nota, me he enterado que el nombre de esa hierba es "pasto del diablo" y el artículo que lo describe menciona que " una carácteristica irrefutable de ella es la de ser resistente.  Es capaz de rebrotar incluso luego de incendios o condiciones extremas similares".  Que sorprendente la coincidencia con el pecado, que muchas veces, cuando creemos que hemos terminado con él y ya no afecta nuestra vida después que hemos pasado por procesos en los cuales Dios ha tratado con nosotros,  aparece de nuevo y como esta mala hierba viene a ensucia y contaminar lo que El ya había limpiado.

Le pido a Dios que no deje de mostrarme la mala hierba que puede estar creciendo en medio de mi vida, y que arranque de raíz todo lo que aún me impide, arruina o detiene mi crecimiento en El.







Comentarios

Entradas populares de este blog

Pies de cierva en Lugares Altos

El comienzo...A vencer gigantes

Nací princesa y tendré mi corona!